Seguidores Sexys (Sígueme en este Blog por acá...)

Mensaje del Creador del Blog

Sexys Chicas Venezuela es una página diseñada desde Maracay Estado Aragua, y está hecha sólo para la recreación, distracción o disfrute del público Adulto tanto de Venezuela, America Latina, y en Fin de todos los lugares que llegue.

Las Imagenes, Videos, Relatos o aportes acá publicados, son realizados por los asiduos seguidores de este Blog, y en algunos casos son tomados de otras Webs para adultos que son visitadas por el creador del blog y sus colaboradores, y en ningún momento deseamos dañar la reputación de las chicas que acá son mostradas.

Gracias por su visita y por los aportes que envian al correo electrónico dinero1974@gmail.com deseo que hagan de este Blog su blog y que continuen contando con él en todo momento.... Besos Alexasexo y Raymón Alvarz.



viernes, 7 de marzo de 2014

Hola, mi nombre es Ana vivo en Caracas Venezuela tengo 20 años, esto me pasó hace dos semanas Una noche después de estar navegando en unas páginas eróticas, tenía unas ganas enormes de hacer el amor pero a pesar de ser muy atractiva en los actuales momento no tengo pareja.

Me desnudé y me puse la ropa más sexy y excitante que tengo, me puse unos sostenes blanco casi transparente en los cuales se notan mis pezones rosaditos, y están paraditos tengo buenas tetas de buen tamaño y paraditas.
En la parte de abajo me puse un hilo dental muy sexy y pequeño del mismo color, el cual ya se encuentra mojado y huele a sexo, en el se marca mi vagina y el depilado una especie de bigotico alrededor de mi rajita, en la parte de atrás es una tira que entra por la raja y un poquito más ancha en él entre pierna.

Se ven muy sexy mis redonditas duras y paraditas nalgas, mi conchita con su corte. No sé si suena como pedante pero me veo súper bella y buena.

Empecé a masajearme los senos, se siente muy rico, los pezones se endurecen mucho más. Tenía los pezones completamente erguidos, como nunca me les había visto…siento que mi coño se va mojando y empieza a palpitar cada se siente más rico.
Sigo bajando mis manos despacio estoy en mi vientre, a medida que voy bajando lo siento más divino, sigo acariciando muy suavemente alrededor de mi conchita, por encima del hilo, que ya está muy mojado, cada vez me excito más, tengo que hacer un esfuerzo sobre humano para no introducir mis dedos en la rajita.

Las yemas de mis dedos siguen tocándose los alrededores de mi rajita que anda a punto de estallar, también toco la parte interior de mis muslos, me es difícil controlarme, empiezo a jugar con mis pelitos que están todos mojados y la concha sigue palpitando.

Comienzo acariciar mi rajita la cual esta súper mojadita que rica sensación. Me llevo el dedo medio de mi mano izquierda a mi boca me imagino que este es uno de esos ricos penes que minutos antes me habían excitado solamente viéndolos, y siento más placer y sueltos varios gemidos, abro un poco más mis piernas. Poco a poco me fui quitado la ropa sexy que me había puesto.

Me imagino que me está observándome con tu gran pene a millón, con ganas de comerse a su coño, siento que voy a estallar, me llevo el dedo a mi rajita, está súper mojada como si fuera una sopa, al tocar mis dedos mi agujerito no puedo evitar soltar dos gemidos de placer, mi mente se imagina a tu pene, en el cual se destacaban sus venas, y la punta brillando por tus jugos, deseándolo me excito más.

Con mi mano derecha empiezo a agarrar mi clítoris que está totalmente hinchado, lo voy masajeando. Yo seguía jadeando incapaz de ahogar mis gemidos… que son cada vez más profundos y prolongados, mientras con la otra mano empiezo a meterme un dedo, luego dos y hasta tres, pero al sentirlos gemí intensamente… Un espasmo de placer me hizo cerrar los ojos y las rodillas me temblaron… me arqueo, culebreo, salto, grito, me muevo cada vez más, mi respiración se vuelve entre cortada por momento sentía tu presencia y lo hago más rápido imaginándome que eres tú que me estás dando la más rica de las cogidas, te siento en mi cuerpo, cada vez lo hago más rápido y voy soltando gemidos sin poderme controlar hasta que estallo en un gran orgasmo, grito de placer (espero no haber despertado a los vecinos) siento que mi coño palpita y aprieta mis dedos.

Luego de ese gran orgasmo pienso en ti, me llevo los dedos a mi nariz me huelen a sexo y me chupo mis dedos, pruebo mis propios jugos, me relajo y me quedé dormida, desnuda con la luz encendida y la ventana abierta, hasta que sonó el despertador, a las 6:00 AM. Y me fui a bañar para ir a la oficina.

Cuando escribo esto siento que me mojo y ganas de hacer el amor y de masturbarme rico.

Como estoy en la oficina entro en el baño repito la operación anterior con la diferencia que mi dedo medio de la mano izquierda bien lubricado con saliva y con los jugos de mi vagina me lo introduzco en mi ano siento cuando este lo va apretando es muy rico un dedo en mi vagina y otro en mi ano, los cuales entran y salen, y lo disfruto cada vez más, estoy un rato disfrutando voy jadeando y pegando gemidos y gritos, me tiemblan las piernas, cuando tengo el orgasmo pego un grito muy grande que pienso que se oyó en todo el edificio.
Han sido dos orgasmos muy placenteros.